05
Oct
11

¿Quién es quién?

Tengo una natural propensión a la paranoia, pero es que últimamente no paro, no me relajo, no doy abasto. Resulta que el Real Avila es milanista, -lo contrario me dejaría perplejo-, aunque de momento me temo que solo en la marca de la camiseta; luego que la Cebre podría ser el Real Avila B y por último que Fuenlabrada y obila están tan hermanadas que la segunda parece haber quedado como refugio de los sueños de grandeza de su presidente.
Intentare explicarme:

Realavilamilan. ¿Dónde empieza y dónde acaba cada parte de este cocido? Sabido es que el suculento manjar garbancil puede empezar a comerse por delante o por detrás, ora la sopa, ora las viandas, dependiendo de dónde estemos, si al sur o norte de nuestra taifa castellano y leonesa. ¿Hasta dónde es el Real Ávila y cuándo se pierde el apellido Milan? ¿Se puede mantener un equipo, aunque sea tercera, sin patrocinadores? ¿Quién pone la pasta (italiana o no, que aquí también tenemos excelentes muestras de pasta)? Otros deportes sufren de inanición, -balonmano, por siete mil euros-, abulia e, incluso, anorexia, pero el futbol abulenseitaliano, de momento, y con mucho mérito, todo hay que decirlo, parece capear la hambruna instalada en esta y otras taifas. Tengo especial curiosidad para saber como lo hacen: lo de comer y seguir estando delgados, digo.

La Cebre y el b del Real protagonizan una auténtica historia de amor. Como si de capuletos y montescos se tratara, imposible el idilio, parecen verdaderos enemigos, pero en el fondo se aman. Jugadores hay militantes en su día del equipo capuleto que prefieren ser montescos y así dejar pasar la oportunidad de un día jugar con los otros, algo que no entiendo. Otros huyen de entrenadores rivales aunque se suicidarían por amor si les dejaran jugar en el contrario, y amado, club, mientras que otros, precisamente, buscan la compañía de montescos amigos con los que sobrellevar la pena del desamor. Y se enzarzan en luchas, cuanto menos dialécticas, presagiando una guerra en un campo de batalla cubierto de hierba. Acabarán muriendo en brazos del otro.

Lo del basket es, si cabe, mas surrealista. Los parcos dineros abulenses, escasos en la escasez en la que vivimos, nos han traído a la ciudad a un B de Fuenlabrada, un laboratorio de pruebas, una colección de jugadores por hacer, un compendio de proyectos, que nos quitaran cuando lo necesiten (lo de la B por eso es) y que nos representaran por toda España, llevando el nombre de nuestro antiguo pueblo por taifas y poblados. Avila no tenia capacidad para montar un equipo en una categoría como esta, a pesar de los directivos sueños de grandeza de algunos, secundados por la inestimable colaboración concejil. Pero eso no se dice. Por contra se nos quiere convencer, revistiendo la operación Fuenlabrada, de una medida oportuna en tiempos malos que es lo mejor para el club y la ciudad. Fruto de ello es el interés recogido por la afición abulense, que ha abarrotado, hasta poner el completo, los días de pretemporada (siendo benévolos unos 150 asistentes por match)
Y es que cuando algo es tuyo, como que lo aprecias más,¿verdad?

Anuncios

0 Responses to “¿Quién es quién?”



  1. Dejar un comentario

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: